An Athletic woman jogging in the winter.

Con el frío todo nos cuesta más. Levantarnos de la cama, trabajar, salir de casa, y por supuesto entrenar. Pues tenemos el antídoto para poder entrenar en invierno. Es un remedio que se remonta a los orígenes del ser humano, es barato y muy sano.

 

Entrenar con frío, nos ayuda a soportar mejor el invierno

 

La técnica de la cebolla

 

Por más capas que te pongas no vas a pasar menos frío. Una vez que el ejercicio empieza sudas, así que te sobra todo. Analiza lo que sueles llevar normalmente y añade tal vez una cinta para las orejas, una braga para la garganta y la boca para evitar que el aire más frío pase directamente a los pulmones, y a lo mejor guantes para tus manos.

 

No hace falta que te pongas más y más ropa sino la adecuada a tu deporte, como las de la estupenda marca SportHG. Unas mallas térmicas, si es necesario ir en pantalón corto, por ejemplo, una camiseta térmica que te permita moverte con facilidad, hará que aunque haga frío fuera, en el momento en que empieces a moverte desaparezca.

 

El Movimiento

 

Cuando nos movemos aceleramos nuestro metabolismo y quemamos calorías. Es decir,  producimos calorcito interno para contrarrestar el frío exterior de manera natural. Es por ello que entrenar con frío, nos ayuda a soportar mejor el invierno. Os aseguro que tras una sesión de entrenamiento suficientemente intensa,  querréis apagar todas las estufas de la casa.  Pensad además que no es recomendable estar largas temporadas sin entrenar. Pues ganar forma física toma tiempo, pero perderla es mucho más rápido.

 

Hidrátate

 

La hidratación cobra importancia con bajas temperaturas porque el organismo tiende a almacenar energía en forma de calor ante la baja temperatura, de manera que la sensación de sed no es tan intensa en invierno como en verano. Por ello hay que tratar de mantener el cuerpo bien hidratado, bien con bebidas  isotónicas de rigor durante la sesión, con los dos litros de agua diarios recomendados y si cae un buen caldo caliente después de una ducha templada seguramente la recuperación térmica será más rápida!

 

Alimentación

 

Sin olvidar tampoco que estas fechas son propicias al goloseo y otros desmadres en las que hay que cuidar especialmente las horas de sueño y la ingesta alimentariacon una alimentación equilibrada y algo más propensa a la conservación de energía, aumentando comedidamente si es preciso arroces, pastas, legumbres, pescado azul y carne roja.

 

Si hace frío fuera, busca calor dentro

 

Calienta despacio antes de empezar el entrenamiento o antes de una competición. El calor generado te ayudará a enfrentarte al frío desde el inicio de tu rutina y podrás rendir mejor durante todo el tiempo que estés en movimiento.

 

A más frio tengas más frío has de entrenar

 

A mayor intensidad, más facilidad corporal para recuperar temperatura. Así que tómate el frío como una auténtica señal de ánimos para apretar más. Si sientes que en algún momento te están faltando ganas, revisa estos 10 consejos para mantenerte siempre motivado.

 

Recordar que la exposición a un frío intenso puede causar hipotermia por descenso involuntario de la temperatura corporal. Escalofríos, manos entumecidas o piel de gallina son algunos de los primeros síntomas de alerta.

 

¿Y los nórdicos qué hacen?

 

Allí sí que hace frío de verdad y salen excelentes deportistas por lo que debe ser posible entrenar con frío. Si ellos pueden, tú también… Como nos cuenta la canción, en Rusia vive la gente a cero grados. Se congelan y se aguantan.

 

Importante tener protegidas las manos, pies y cabeza

 

Cuando el frío incrementa, el flujo sanguíneo se dirige al centro del cuerpo por lo que las extremidades, junto a la cara, son las más vulnerables a la congelación. Usar guantes, calcetines térmicos, bufanda y gorro mejora mucho la experiencia aunque de pereza.

 

Hasta el 50% del calor corporal se pierde por la cabeza

 

Las madres siempre tienen razón

 

Cuando acabes el entrenamiento en invierno ponte rápido a cobijo y quítate la ropa húmeda. Lo último que queremos es que tengas que parar de entrenar por estar resfriado.

 

Esperamos que os sirvan y los pongáis en práctica.

 

Un Zuenabrazo!

CategoryUncategorized
Write a comment:

*

Your email address will not be published.

Logo_footer   
     © 2015 Zuzen Pilates

MÁS INFORMACIÓN:
636 455 888
info@zuzenpilates.com

SÍGUENOS: